Última actualización: 25.01.21

 

Las cobayas son roedores adorables que se han ganado el corazón de muchas personas, por lo que se han convertido en la mascota preferida de niños y adultos. No obstante, estos pequeños animales necesitan un régimen alimenticio especial, a fin de que su pelaje y salud se mantengan en óptimo estado. 

 

Las cobayas existen en diferentes regiones del mundo. Pudiéndose conocer una gran variedad y tipos: cobayas de pelo corto, de pelo largo, de pelo rizado y aquellas sin pelo. Sin embargo, una especie que resalta por su majestuosidad son las cobayas peruanas, ya que poseen un pelaje que puede alcanzar los 40 cm de largo.

Una de las cualidades que destaca de estos simpáticos roedores, es su carácter cariñoso y sociable. Por ello, los expertos aconsejan a los dueños de estas mascotas tener al menos dos ejemplares; a fin de que no se sientan solos y puedan interactuar entre ellos.

Dado que se trata de animales con hábitos alimenticios vegetarianos, muchos se preguntan qué pueden comer las cobayas. Por esto, a continuación te dejamos algunas sugerencias de una dieta equilibrada para tu cariñosa mascota.

Lo permitido y lo prohibido en su dieta

Las comidas para cobayas que resultan indispensables son el heno y el agua, ambos juegan un papel esencial en sus procesos fisiológicos. El heno es un alimento que posee fibras que ayudan a la digestión y las cobayas generalmente lo disfrutan; lo mastican usualmente para ayudar a desgastar sus dientes que se encuentran en constante crecimiento.

Así mismo, dada la importancia de que estos rededores se mantengan debidamente hidratados, no debe faltarles su dispensador de agua. Sin embargo, si las cobayas bebés o las adultas tienden a tomar poca agua, esto no es motivo de preocupación; ya que son animales que pueden hidratarse con el líquido de las frutas o verduras.

De igual modo, tanto la comida para cobayas como el agua deben permanecer en el hábitat del roedor. Por ello, las jaulas para cobayas cuentan con espacios adecuados donde colocar su alimento.

Por otro lado, tratándose de animales roedores, la madera es un elemento que la cobaya podría masticar con facilidad. En tal sentido, es importante que la madera no sea tratada, siendo las recomendadas las ramas de abedules, sauces, manzanos, naranjos y avellanos. Para cortar pequeños trozos que sean manipulables por la cobaya se podría utilizar una navaja multiusos suiza o una sierra pequeña.

En la lista de alimentos prohibidos para cobayas primero están los cítricos como la mandarina, la naranja, la toronja, el limón y el pomelo, que si bien es cierto tienen un alto contenido de vitamina C, les podría causar molestias estomacales. Otros alimentos que pueden ser tóxicos para las cobayas son: el chocolate, las hojas de té, las hojas del tomate, las hojas de bambú, los hongos, las orquídeas y otro tipo de plantas.

 

Frutas y verduras recomendadas

La mejor manera de nutrir las cobayas es a través de una dieta de verduras y frutas.

En tal sentido, la vitamina C es para las cobayas un nutriente ligado a procesos fisiológicos primordiales, es por eso que sus comidas deben tener un alto contenido de ella.

Entre las verduras para cobayas con más alto contenido de vitamina C se encuentran el pimiento verde, la acelga, la espinaca, los espárragos, el brócoli, los tomates y otras verduras de hojas verdes como la col rizada y el perejil.

Además, para complementar la dieta, especialmente la alimentación de cobayas pequeñas, se puede incluir otras verduras como el pepino, la zanahoria, la remolacha, el maíz, el repollo y la calabaza. La carencia de una dieta balanceada podría causar problemas de salud.

De igual modo, las frutas para las cobayas son de sus alimentos preferidos. No obstante, comerlas frecuentemente puede provocar diarrea; dada la cantidad de agua que contienen. Por eso, se recomienda que la ingesta diaria se limite a solo dos porciones del tamaño de sus orejitas, esto evitará problemas digestivos.

A continuación, un listado de frutas sugeridas:

        Manzana

        Melocotón

        Piña

        Albaricoque

        Sandía

        Pera

        Melón

        Plátano

        Papaya

        Melocotón

Algunos suplementos y premios para tu mascota

No siempre es posible conseguir la cantidad mínima diaria de vitamina C para la cobaya, por lo que una buena opción es apostar por un buen suplemento. Estos productos usualmente están presentados en un formato de gotas y es aconsejable no mezclarlo en su recipiente de agua. Por ello, lo mejor es administrarlo de forma directa en su boca con un gotero y una vez por día.

Otra manera de complementar su dieta es a través de barras de cereales especialmente formuladas para cobayas. El pienso también es otra opción, ya que les gusta la comida crujiente; sin embargo, debe especificar que está preparado para estos roedores, ya que el de hámster o el de conejo no posee los nutrientes que las cobayas necesitan.

Así mismo, en tiendas para mascotas se consiguen otros productos complementarios para la alimentación de las cobayas como premios y golosinas, tales como fruta deshidratada o una combinación  de frutos secos. Es importante considerar que estos premios no son un alimento como tal, por lo que debe ser proporcionado de manera ocasional y con moderación.

De igual manera, a las cobayas les encanta un trozo de pan duro, especialmente la corteza, ya que les ayuda a desgastar los dientes. No obstante, dada la gran variedad de verduras y frutas disponibles para estos animales, no conviene convertir este alimento en la base de su dieta.

Es importante recordar, que indistintamente del alimento que se le sirva, a fin de mantener su buena salud e higiene, toda su comida debe estar siempre limpia y fresca. Así mismo, las verduras o frutas deben ser servidas en porciones controladas. Si se planifican sus raciones y su dieta, no se presentarán problemas con el sobrepeso de este pequeño amigo peludo.

 

Suscribir
Notificar de
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments