Última actualización: 13.11.19

 

Generalmente resulta una experiencia agradable salir a pasear con tu perro por las calles, el parque o en el campo, sin embargo, cuando estás entrenando al perro para aprender a caminar sin la correa, es necesario contar con un accesorio adecuado para estar al tanto de la localización de tu mascota, por lo que en este artículo te detallamos algunas de las características más relevantes de los collares localizadores para perros.

 

Entrenar a tu perro para que se comporte de cierta manera puede ser más lento de lo que esperas, sin embargo, no todos tardan lo mismo. Esta situación se traduce en una inversión considerable de energía para poder ver resultados positivos. En este período de tiempo pueden ocurrir situaciones de estrés o angustia, ya sea que tu perro se haya escapado durante la noche o que lo hayas soltado accidentalmente mientras pasean.

Ambas situaciones se pueden controlar rápidamente si cuentas con el mejor collar para perros con localizador. Por esta razón, es recomendable revisar con detenimiento las características más resaltantes de estos dispositivos.

 

11 Ventajas de los collares localizadores para perros

 

1. Conexión

Estos collares están equipados con los últimos avances de la tecnología inalámbrica, que permiten conectar el collar del perro con tu teléfono o dispositivo móvil, mediante la activación de la señal Bluetooth o el uso del internet con la señal WiFi, Baidu, Beidou, entre otras, por lo que su rango de acción es bastante amplio.

 

2. Localización en tiempo real

Generalmente, cada casa fabricante de este tipo de dispositivos cuenta también con una aplicación para teléfonos móviles, con la que podrás estar seguro de la localización de tu mascota en tiempo real y con un seguimiento en directo de sus pasos, lo que te permitirá realizar otras actividades con la tranquilidad de saber dónde se encuentra tu perro mientras no puedes cuidarlo. Además, este sistema es capaz de mostrarte el recorrido realizado por tu mascota, así como la ruta más rápida para llegar hasta donde se encuentra.

 

3. Código QR

Los modelos más recientes de collares para perros disponen de un código QR impreso en el dispositivo, que te permitirá identificar al perro como tuyo mediante la creación de una ficha informativa con los datos tanto del animal como del dueño, de esta manera, en caso de extravío la persona que encuentre a tu perro podrá ponerse en contacto contigo rápidamente para avisarte que tu mascota fue encontrada.

 

 

4. Red social

Otra de las ventajas de contar con uno de estos aparatos tiene que ver con la creación de una red social, ya que a través de la aplicación mencionada y el código QR podrás localizar a todas las mascotas a nivel mundial que usen el dispositivo, así como acceder a su información, de esta forma podrás compartir experiencias, hacer consultas relacionadas con su salud, comportamiento, costumbres e incluso hacer reuniones con aquellas que se encuentren cerca de tu zona.

 

5. Límites de seguridad

Estos dispositivos también ofrecen la posibilidad de establecer una barrera o límites en función a la distancia que tú consideras segura para que tu perro se aleje de ti sin perderse, de esta manera, una vez que tu mascota llegue al límite establecido, recibirás de forma automática una notificación para alertarte sobre el hecho, así evitarás que se aleje demasiado y puedas alcanzarlo más fácilmente.

 

6. Seguimiento físico

Un collar localizador también puede incluir algunas funciones que te permitirán hacer un seguimiento exhaustivo sobre su rutina diaria, ya sea dentro de la casa, en el jardín o cuando lo dejas solo, puesto que cuenta con un sensor de movimiento que indica el tipo de actividad realizada, sean caminatas, carreras o descanso. También te muestra la distancia recorrida en kilómetros, las calorías quemadas durante cada una de las actividades que realiza y analiza esos datos para mostrarte un informe diario, semanal, mensual o anual. Además, es capaz de controlar el tiempo y la calidad de su sueño, por lo que te indica cuando duerme un sueño ligero o uno profundo.

 

7. Alcance

El alcance de los collares localizadores también puede variar dependiendo de su casa fabricante, sin embargo, la mayoría de los modelos llegan a cubrir un radio de 10 kilómetros de distancia alrededor del perro, por lo que será difícil que pierdas la señal antes de que te des cuenta que se ha alejado de ti o que está perdido.

 

8. Resistencia 

Estos collares suelen estar elaborados con materiales fuertes y resistentes, como la silicona o el plástico ABS, capaces de soportar los golpes y las caídas que se producen cuando el perro está jugando o en un estado inquieto. Además, muchos de los productos cuentan con la certificación IP que también los protege del agua, proporcionando mayor seguridad durante el invierno e incluso si al perro le gusta jugar bajo la lluvia, en la piscina o en las fuentes. De esta forma, también te aseguras de que el dispositivo ofrezca una larga vida útil.

 

 

9. Dimensiones

En la actualidad, tanto los collares localizadores como los dispositivos externos cuentan con un diseño compacto y ligero, que le permite a tu mascota llevar una vida totalmente normal, ya que sus dimensiones están pensadas para no incomodar ni producir cansancio, de manera que pasa desapercibido para él. En este sentido, debes saber que su peso suele estar entre los 20 y 40 g, aunque podría pesar más si incluye un correa o arnés. 

 

10. Luz

Otra de las grandes ventajas de este tipo de dispositivo es la incorporación de una luz LED en su panel frontal, que en algunos casos podrás personalizar a tu gusto y que te permitirá visualizar a tu mascota con mayor facilidad, ya sea que se encuentre en lugares poco iluminados o sin ninguna iluminación, como en el jardín o durante los paseos nocturnos.

 

11. Fuente de alimentación

Las fuentes de alimentación de energía más comunes para los collares localizadores son las baterías recargables mediante una conexión a puerto USB, además, pueden ofrecer hasta 30 días de autonomía para asegurarte que el dispositivo tendrá carga suficiente hasta que puedas llegar hasta él. Asimismo, hay otros modelos que funcionan con pilas convencionales, que aunque no pueden ser recargadas, ofrecen una autonomía de hasta 4 meses.